¿Necesitas ayuda? Podemos ayudarte Haz click aquí

¿Pueden los problemas de próstata ser los causantes de la eyaculación precoz?

Según la American Cancer Society, uno de cada ocho hombres será diagnosticado con cáncer de próstata en el transcurso de su vida. De cada 10 casos, 6 son hombres mayores de 65 años. ¿Qué tiene que ver esto con la eyaculación precoz? La eyaculación prematura puede darse desde el inicio de la vida sexual o posteriormente, en la edad adulta. Las causas más comunes son tanto de carácter fisiológico como psicológico..  En un paciente con eyaculación precoz en general aparecen múltiples factores coexistentes que pueden explicar cada caso; es difícil que se identifique una única causa.¿Pueden los problemas de próstata ser los causantes de la eyaculación precoz? Esto es lo que dicen los expertos. ¡No te apartes de este interesante artículo!

La eyaculación precoz

La eyaculación precoz es el problema de salud sexual masculina más frecuente. Aqueja a uno de cada tres hombres en todo el mundo. 

La eyaculación precoz se define como la incapacidad de controlar el impulso eyaculatorio. Contrario a la creencia general, eyacular prematuramente no es una cuestión de tiempo, sino de falta de control. Sin embargo, sí existe una media de tiempo gracias a estudios realizados desde hace varios años en todo el mundo: cuando se eyacula entre uno y dos minutos después de la penetración o incluso, antes de ésta, con la mínima estimulación.

Con la experiencia de haber tratado a más de un millón y medio de pacientes en sus clínicas alrededor del mundo, los especialistas de Boston Medical Group han identificado tres principales causas de eyaculación precoz.

  • Aprendizajes defectuosos. En la adolescencia, el hombre aprende a eyacular con prisa, con una mínima estimulación. No aprende a tener relaciones sexuales, sino a “venirse rápido”, a buscar una gratificación inmediata. Si esto se vuelve un hábito, se repetirá en todos sus encuentros sexuales a lo largo de su vida adulta.


  • Eyaculación precoz de causa psicológica. Ocurre debido a la ansiedad, el miedo a fallar, nerviosismo ante un nuevo encuentro, experiencias traumáticas del pasado, baja autoestima o después de una larga abstinencia, entre otros problemas emocionales. Éstos son difíciles de detectar, pues implica adentrarse en situaciones íntimas del paciente, que muchas veces él mismo no ha identificado. Por eso es necesaria la intervención de un profesional de la psicología especializado en salud sexual. 


  • Eyaculación precoz de causas orgánicas. Las causas físicas son múltiples y todas son importantes se tienen la  hipersensibilidad en el glande (las sensaciones en esta parte del pene son tan intensas, que la eyaculación se produce al menor contacto), por niveles irregulares de testosterona (trastornos hormonales, mal funcionamiento de las glándulas tiroides o suprarrenales) que le impiden llevar a cabo el proceso completo de respuesta sexual masculina, algún desbalance a nivel neurológico (alteración en los receptores de serotonina o el sistema nervioso simpático) o problemas de próstata. 

Este último factor es el que explicaremos a fondo en este artículo, ya que los problemas de próstata, como mencionamos al inicio, tienen una alta incidencia en hombres mayores de 60 años y pueden en muchos casos ser los causantes de la eyaculación precoz.

Vale la pena recordar que las causas de la eyaculación precoz también se clasifican en:

Eyaculación precoz primaria o de por vida, presente desde la adolescencia. El hombre nunca aprende a controlar el reflejo eyaculatorio y eyacula prematuramente en todos sus encuentros sexuales. 

Eyaculación precoz secundaria o adquirida, se refiere a la aparición repentina del problema. Un hombre puede haber sido capaz de controlar la eyaculación en la vida adulta, pero inesperadamente pierde dicho control por diversas causas. Éstas pueden ser:

  • Enfermedades psiquiátricas como depresión, trastorno bipolar o síndrome de estrés postraumático. Es algo parecido a lo que ocurre a niños o incluso adultos que, al sentirse en una situación de peligro o extrema ansiedad, pierden el control de esfínteres. 
  • Infecciones en vías urinarias o en la próstata. La prostatitis  puede ser una causa de eyaculación precoz u otras disfunciones sexuales.
  • Hipertiroidismo
  • Bajos niveles de prolactina
  • Altos niveles de testosterona
  • Deficiencia de vitamina D o vitamina B12

¿Pueden los problemas de próstata ser los causantes de la eyaculación precoz?

La respuesta es sí. Muchos estudios demuestran que los problemas de próstata producen alteraciones importantes en la eyaculación

La próstata es una glándula que se localiza debajo de la vejiga. Su función -junto con los testículos y las vesículas seminales- es producir semen. Por otro lado, está la uretra, canal de salida de la orina y el semen, que atraviesa la próstata y conecta la vejiga con el exterior a través del pene.

Cuando la próstata se inflama, comprime la uretra, ocasionando problemas urinarios como dificultad para iniciar la micción, aumento de frecuencia y urgencia miccional, sensación de vaciado incompleto e incontinencia urinaria. 

Lo mismo pasa con la expulsión del semen, la próstata inflamada puede apresurar la eyaculación, al hacer que el hombre pierda el control de la salida del semen.

Las enfermedades de la próstata más comunes, son:

  • Prostatitis. Se refiere a la inflamación del tejido prostático por infección (bacteriana o viral), aunque también puede haber otras causas no detectables. 
  • Hiperplasia prostática benigna (HPB): A partir de los 40 años de edad, en casi todos los varones, esta glándula empieza a aumentar su tamaño. Esta es la razón por la cual muchos hombres mayores sufren de trastornos urinarios. La HPB no es causa de cáncer de próstata, pero sí debe prestarse atención ante cualquier cambio, ya sea en la forma de orinar o de eyacular, para evitar complicaciones y mejorar la calidad de vida.
  • Cáncer de próstata. Es el segundo tipo de cáncer más frecuente en el hombre, después del cáncer de piel (ACS). Gracias al diagnóstico temprano, es tratable. Incluso, hay hombres que llegan al final de su vida sin saber que lo padecieron, pues el avance es lento. Sin embargo, no deja de ser cáncer y los efectos secundarios del tratamiento afectan invariablemente la vida sexual de un hombre.

De acuerdo con el Hospital Alemán (Argentina), los problemas de próstata pueden causar trastornos de la eyaculación como:

  • Aneyaculación o eyaculación retrógrada, es decir, ausencia o disminución del volumen de semen al eyacular o desviación de éste hacia la vejiga durante el clímax.
  • Sangrado en la eyaculación (hematospermia). Puede ser visible en el semen o no, si la cantidad es mínima para detectarse a simple vista. Puede ocurrir por inflamación o infección de la próstata, en las vesículas seminales o después de una biopsia. 

También es factible que aparezca sangre en el semen por bloqueo debido al agrandamiento de la próstata, irritación o lesiones en la uretra. La hemospermia puede presentarse con eyaculación o micción dolorosa e hinchazón en el escroto o ingle.

  • Eyaculación dolorosa. Se conoce como eyaculodinia y es común en hombres con problemas de próstata o enfermedades de transmisión sexual. La HPB puede causar dolor durante el eyaculado. La causa suele ser infección bacteriana. 
  • La estenosis o estrechez de la uretra tras la manipulación de la misma (cirugía endourológica, sondajes traumáticos, traumatismos peneanos, entre otros), también pueden causar eyaculación dolorosa, por dificultar el paso del semen hacia al exterior. 
  • Eyaculación asténica. Se refiere a la pérdida de fuerza de la expulsión del semen. Una especie de incontinencia eyaculatoria donde el semen se expulsa de forma babeante. La eyaculación débil puede producirse después de una larga abstinencia, debido a la pérdida de tono muscular en el suelo pélvico o en pacientes con lesiones medulares.
  • Eyaculación precoz. Alteraciones como la  prostatitis, puede ser una  causa fisiológica muy común de eyaculación precoz.

El médico especialista -urólogo- recomendará el tratamiento según las necesidades de cada paciente. Pero, en términos generales, los pacientes con eyaculación precoz causada por problemas de próstata, tienen un buen pronóstico de recuperación.

Tratar la eyaculación precoz requiere, además de la guía de un experto, mucha disciplina por parte del paciente, ya que la solución no consiste en sólo tomar una pastilla. Será un proceso de aprendizaje que incluye terapia sexológica, ejercicios, la ayuda de algún fármaco, práctica constante y de ser posible, la participación de la pareja.

Las causas de la eyaculación precoz se han estudiado mucho y por lo mismo, las alternativas de tratamiento son amplias y muy eficaces. 

El equipo médico de Boston Medical Group ha desarrollado un nuevo tratamiento para la eyaculación precoz cuyos primeros resultados son muy alentadores. 

Dicho tratamiento se basa en “el rol del nervio tibial posterior que es un nervio mixto (sensorial y motor) que contiene fibras que tienen orígenes medulares en el plexo sacro. La hipótesis que sustenta a esta alternativa terapéutica es que la estimulación transcutánea del nervio tibial posterior tiene un efecto sobre las estructuras anatómicas que dependen del plexo sacro como la musculatura del piso pélvico, la uretra, la próstata y las glándulas seminales, lo que genera una inhibición  parasimpática retrasando la eyaculación.”

El Journal Springer Nature publicó una evaluación sobre la efectividad y seguridad de esta modalidad terapéutica: “Estimulación nerviosa eléctrica transcutánea para tratar pacientes con eyaculación precoz: ensayo clínico de fase II”. 

En dicho estudio, realizado por los doctores Olga Uribe, Carolina Sandoval-Salinas, Héctor Corredor y Juan Manuel Martínez, en la clínica de Bogotá (Colombia) de Boston Medical Group, “se realizó un protocolos durante doce semanas, en las cuales se aplicó la estimulación transcutánea del nervio tibial posterior 

54.5% de los participantes mostraron unos tiempos de referencia triplicados con esta terapia. Este resultado se mantuvo en todos los pacientes después de tres meses de completar la terapia, en contraste con los efectos típicos observados después de suspender el tratamiento farmacológico.

Aunque aún se encuentra en fase de ensayos clínicos, “este estudio sugiere que la terapia de estimulación transcutánea del nervio tibial posterior es un tratamiento seguro y no farmacológico para la eyaculación precoz, convirtiendo esta fisioterapia del suelo pélvico en una nueva herramienta terapéutica y, por lo tanto, ampliando la gama de posibilidades de tratamiento para pacientes con eyaculación precoz.”

Los problemas de próstata que causan eyaculación precoz y otras disfunciones sexuales, deben ser detectados y tratados oportunamente.

Acude con tu médico y hazte revisar periódicamente, especialmente a partir de los 40 años. 

Los exámenes pueden incluir: 

  • Análisis de orina. Para descartar una infección u otras afecciones que pueden ocasionar síntomas similares.
  • Análisis de sangre. 
  • Prueba de antígeno prostático específico en sangre. El antígeno prostático específico es una sustancia que se produce en la próstata. Los niveles de antígeno prostático específico aumentan en casos de agrandamiento de la próstata. Sin embargo, los niveles elevados de antígeno prostático específico pueden deberse a procedimientos recientes, infección, cirugía o cáncer de próstata.
  • Tacto rectal. El médico indicará si este examen es necesario con base en tus síntomas. 

Conclusiones

Existen varios tratamientos disponibles para el agrandamiento de próstata, desde terapias mínimamente invasivas hasta cirugía. Esto dependerá del tamaño de tu próstata, edad, estado de salud general o el grado de molestias que presentes.

Pero recuerda que la mejor medicina es la prevención. Si tienes dudas sobre la eyaculación precoz o problemas de próstata, no dudes en hacer una cita con los expertos en salud sexual masculina.

¡Hasta pronto!

Artículo validado por Juan Manuel Martinez Preciado, Médico Cirujano con Maestría en Sexología clínica, epidemiólogo, integrante del grupo de dirección médica internacional Boston Medical Group.

¿Quieres saber si tu vida sexual es satisfactoria?

Descubrelo con el siguiente test.

¡Conoce la respuesta en 2 minutos y resuelve tus dudas!

¿Necesitas ayuda?

Somos pioneros en ofrecer tratamientos para mejorar la salud sexual del hombre.

¡Resuelve tus dudas contactándote con nosotros totalmente gratis!

¡Da el paso más importante: el de tener una vida sexual plena!

Comparte esta información:
SALUD MASCULINA

¿Sabías que puedes conocer, ahora, si padeces alguna patología sexual masculina?

Realiza nuestro test y descubre la respuesta